Si tienes un dispositivo portátil que puede reproducir música digital, ¿te has preguntado alguna vez si hay un formato de audio concreto que deberías utilizar?

Después de todo, no siempre está claro qué formato es el mejor para la música. Algunos servicios como Amazon venden música digital en formato MP3. Algunos servicios, como Amazon, venden música digital en formato MP3, mientras que Apple ofrece descargas de canciones de su iTunes Store en formato AAC.

Luego está la cuestión de qué formatos puede reproducir realmente tu dispositivo. Si es relativamente nuevo, es posible que puedas reproducir formatos sin pérdidas como FLAC, así como los más antiguos con pérdidas, como MP3 y AAC.

Y para añadir aún más confusión, también está el factor de la escucha.¿Qué importancia tiene la calidad del sonido para ti?

Para ayudarte a decidir, aquí tienes algunas cosas que puedes hacer.

Comprueba la compatibilidad de formatos de tu portátil

Antes de decidirte por un formato de audio, lo primero que tienes que hacer es comprobar su compatibilidad. Normalmente, esto se puede encontrar en el sitio web del fabricante o en la sección de especificaciones de la guía del usuario (si viene con una, por supuesto).

Aquí hay artículos que pueden ayudar si tienes uno de los siguientes dispositivos de Apple:

  • Formatos de audio para el iPhone
  • Formatos de audio para el iPod Touch
  • Formatos de audio para el iPad

Decide el nivel de calidad de audio que necesitas

Si no vas a utilizar equipos de audio de alta gama en el futuro, un formato de audio con pérdidas podría ser suficiente si sólo vas a utilizar tu portátil. Para una amplia compatibilidad, el formato de archivo MP3 es la apuesta más segura. De hecho, sigue siendo el formato de audio más compatible de todos.

Sin embargo, si extrae las pistas de los CD de música, por ejemplo, sería conveniente que guardara una copia sin pérdidas en su ordenador o disco duro externo y la convirtiera también a formato con pérdidas para su portátil.

Tenga en cuenta la tasa de bits

La tasa de bits es un factor importante con el que hay que estar familiarizado, especialmente cuando se busca la mejor calidad de reproducción de música. Sin embargo, el ajuste real de la tasa de bits que necesita dependerá del formato de audio que esté utilizando.

Por ejemplo, el formato MP3 (MPEG-1 Audio Layer III) tiene un rango de tasa de bits de 32 a 320 Kbps. También hay dos métodos de codificación que puede elegir: CBR y VBR. En este caso, en lugar de codificar utilizando la configuración predeterminada CBR (tasa de bits constante), es mucho mejor utilizar la codificación VBR (tasa de bits variable). Esto se debe a que VBR le proporcionará la mejor relación entre la calidad y el tamaño del archivo.

El codificador que utilice también es un factor importante.

Si utiliza un convertidor de archivos de audio que utiliza el codificador MP3 Lame, por ejemplo, entonces el preajuste recomendado para el audio de alta calidad es «fast extreme», que equivale a lo siguiente:

  • Conmutador del codificador Lame: -V0
  • Bitrate medio: Aproximadamente 245 Kbps.
  • VBR Rango de trabajo: 220-260 Kbps.

¿Es el servicio de música que utiliza un buen ajuste?

Es mejor elegir un servicio de música que funcione mejor para usted y su portátil.

Por ejemplo, si tienes un iPhone u otro producto de Apple y sólo utilizas la iTunes Store para tu música, es lógico mantener el formato AAC, especialmente si vas a permanecer en el ecosistema de Apple.

Sin embargo, si tienes una mezcla de hardware y quieres que tu biblioteca musical sea compatible con todo, entonces elegir un servicio de descarga de música que ofrezca MP3 es probablemente la mejor opción – después de todo, sigue siendo el estándar de facto.

Pero, si eres un audiófilo que sólo quiere lo mejor, y tu portátil puede manejar archivos de audio sin pérdidas, entonces elegir un servicio de música HD es una obviedad.