Un CD de MP3 es un disco compacto con archivos de audio en formato MP3 almacenados en él. Grabe un CD de MP3 si planea escuchar su música en un reproductor de CD, o si quiere hacer una copia de seguridad de su música favorita en un soporte óptico.

Los archivos de audio de un CD de MP3 se almacenan como cualquier otro archivo de un CD-ROM normal, utilizando el estándar Yellow Book CD. Este método de almacenamiento difiere de los CD de audio, como los que se pueden comprar en las tiendas de música, en los que los archivos se codifican en un formato sin comprimir utilizando el estándar Red Book CD. La calidad de los CD de audio es mucho mayor que la de los MP3 comprimidos.

La gente a veces se refiere genéricamente a un CD de MP3 aunque añadan al disco archivos de audio en diferentes formatos. No hay garantía de que los dispositivos electrónicos de consumo de CD y DVD, como algunos reproductores de CD, puedan reproducir todos los formatos de audio almacenados en su disco personalizado. Minimice este problema haciendo el CD de MP3 sólo con MP3 y otros formatos bien soportados, como WAV y AAC.

Ventajas del CD de MP3

Los archivos de audio de un CD de audio normal no están comprimidos, por lo que el tiempo máximo de reproducción que puede obtener de uno es de aproximadamente 80 minutos. En cambio, un CD MP3 permite ampliar considerablemente este tiempo máximo de reproducción y almacenar muchas más canciones.

La música almacenada en el formato MP3 está codificada en un formato comprimido y ocupa mucho menos espacio de almacenamiento que los archivos no comprimidos. Con un CD MP3, puede grabar de ocho a 10 álbumes, o hasta 150 canciones, en un solo disco. El número exacto, sin embargo, depende del formato, el método de codificación y la tasa de bits utilizada.

Desventajas de los CDs MP3

Los CDs MP3 pueden ofrecer la ventaja de poder almacenar más música que un CD de audio normal, pero hay desventajas.

La calidad de sonido de un CD MP3 es inferior al sonido de un CD de música típico. Puede que no lo oiga, pero es técnicamente cierto porque los MP3 se almacenan en un formato con pérdidas, mientras que los CD de audio contienen audio sin comprimir y sin pérdidas.

Los CD de MP3 también son menos compatibles con los dispositivos electrónicos de consumo que los CD de audio comprados. Aunque muchos dispositivos de hardware modernos, como los reproductores de DVD y CD, admiten el formato MP3 (junto con WMA, AAC y otros), algunos equipos de hardware sólo admiten la reproducción de CD de audio sin comprimir.

Cómo crear o ripear un CD de MP3

Crear su propio CD de MP3 es tan fácil como grabar los archivos de MP3 en un disco, lo que puede hacer con una variedad de programas de software. También puede grabar MP3 en un CD utilizando el Reproductor de Windows Media y puede grabar MP3 en un CD con iTunes.

Si sus archivos de música no están en el formato MP3, puede convertirlos con un convertidor de archivos de audio.

Para copiar música de un CD a su ordenador, necesita un programa diferente hecho específicamente para hacer eso. Algunos creadores de CD MP3 en esa lista anterior tienen el doble propósito de ser un extractor de CD, pero los extractores de CD de música dedicados también funcionan.