Home Belleza y fitness Solución de problemas de Fitbit para seis problemas comunes

Solución de problemas de Fitbit para seis problemas comunes

by Sebastián Acosta Agulló

Un Fitbit puede aguantar una paliza, pero cuando se rompe, no te lo dice. Los Fitbits generalmente no muestran los códigos de error en la esfera del reloj. Si estás haciendo ejercicio y se estropea, aquí tienes algunos consejos de solución de problemas de Fitbit que puedes probar para que vuelva a funcionar.

Causas comunes de los problemas de Fitbit

Un Fitbit puede fallar por una serie de razones, incluyendo una batería agotada, una actualización de software, polvo o suciedad en el hardware, una conexión débil con su teléfono, o formatos de archivo incorrectos para la transmisión de música. También existe la rara ocasión en que las condiciones ambientales, como el calor o el frío extremos, pueden afectar al funcionamiento, al igual que los daños por impactos fuertes o la inmersión en el agua.

En la mayoría de los casos, un mantenimiento sencillo, como la limpieza del dispositivo y la actualización periódica del software, evitará la mayoría de los problemas.

Cómo solucionar los problemas de Fitbit

A continuación, se ofrecen algunos consejos generales para solucionar problemas de un Fitbit averiado.

Limpie las conexiones. Limpia y seca la conexión del cable de carga y el punto de conexión de tu Fitbit, y luego intenta cargar el dispositivo de nuevo.

Pruebe una toma de corriente o un cargador diferente. Algunos problemas provienen de un equipo de carga antiguo o defectuoso.

Sustituya el cable. El cable puede estar funcionando mal o estar roto. Si es posible, pida prestado un cable que funcione para probar su Fitbit antes de comprar uno de repuesto.

Acérquese a su teléfono. El Bluetooth sólo funciona a 30 pies de un dispositivo y la calidad puede disminuir considerablemente a distancias mayores.

Compruebe la conexión Bluetooth. Si no lo ves en el menú de Bluetooth de tu dispositivo, búscalo para ver si aparece tu Fitbit. Si lo hace, toca el dispositivo y debería emparejarse automáticamente.

Desconecte otros dispositivos Bluetooth. Otras conexiones Bluetooth pueden interferir con la capacidad de emparejamiento de Fitbit. Apague esos dispositivos para mejorar la conexión.

Cierre la aplicación Fitbit. A continuación, apague y vuelva a activar el Bluetooth.

Compruebe si hay actualizaciones de Fitbit. Es posible que haya actualizaciones disponibles tanto para tu Fitbit como para la app de Fitbit.

Comprueba los ajustes. Ve al menú de ajustes en la app de Fitbit tocando tu dispositivo. Asegúrate de que has habilitado tu Fitbit para que esté siempre conectado a tu teléfono. También puedes configurar los privilegios de las notificaciones en este menú.

Comprueba la configuración de tu teléfono. Asegúrese de que su teléfono no está en modo silencioso o de no molestar. Si no recibe notificaciones de texto, compruebe que la aplicación de texto está abierta en la conversación correcta.

Desenlaza tu Fitbit. Desactive la conexión Bluetooth en su teléfono y vuelva a conectarla.

Limpie el Fitbit. Limpie suavemente la cara de su Fitbit con un paño o toalla de papel y una pequeña cantidad de limpiador no abrasivo.

Formatee la unidad. Borre los archivos de audio que haya almacenado en su Fitbit y vuelva a cargarlos.

Compruebe las suscripciones. Si utilizas un servicio de streaming, comprueba que tienes la suscripción correcta. Pandora, por ejemplo, permite a los residentes en EE.UU. descargar emisoras, pero no se conecta con otros servicios directamente.

Comprueba los archivos que has cargado. Un Fitbit sólo reproduce archivos MP3, MP4 y WMA. Puedes convertir otros archivos a estos formatos, pero los Podcasts pueden no estar en formato MP3.

Reinicie su Fitbit. Este proceso varía en función del Fitbit que tenga.

Related Posts